Balance anual

El cuadro Boniatovich. Por Miguel Alejandro Hayes

Hay más cerdos
para engordar al pánico de futuro,
que al cuerpo del día acabado.

Hay más de ellos
para matar atrevidos salarios,
que a vicios de domingo.

Hay más encima,
pisoteando cuadros
y gastando ventanas,
que en el flujo de una sartén.

Se vuelve a interrumpir el sueño
porque sobra el cerdo equivocado.
Falló el plan de la economía.

Deja un comentario